Francia

La iglesia de San Martín de Sara. Una de las iglesias más sorprendentes del País Vasco francés

LA IGLESIA DE SAN MARTÍN DE SARA

UNA DE LAS IGLESIAS MÁS SORPRENDENTES DE IPARRALDE

La localidad de Sara, situada en la provincia histórica de Lapurdi (Labourd en francés) se encuentra entre los pueblos más bonitos del País Vasco francés (nosotros nos referimos a el como Iparralde, es decir, el norte). No en vano se encuentra incluida en la lista de los pueblos más bellos de Francia (les plus beaux villages de france), al igual que las cercanas Ainhoa y La Bastide-Clarence. Sin embargo, la situación en la que se encuentra Sara (Sare en francés), en lo alto de una colina, nos habla de un pasado en la que el pequeño pueblo vasco tenía que defenderse de los ataques de bandidos y ejércitos del otro lado de la frontera.

Turismo Sara

Es por ello, que la iglesia de San Martín, situada en el centro de Sara, se asemeja más a una fortaleza que a un templo.

Historia de la iglesia de San Martín de Sara.

La primera mención escrita sobre la iglesia de San Martín, data de 1142, y se guarda en la catedral de Baiona. Sin embargo, de aquella primitiva iglesia románica, solamente se conservan el arranque de los muros de carga.

Durante el siglo XVI, las luchas entre los hugonotes (protestantes franceses) y católicos desangraron Francia, además, al encontrarse Sara tan cerca de la frontera con España, convertía a esta en objetivo militar, por lo que la iglesia fue transformada en un imponente baluarte donde se podía refugiar los vecinos.

Que ver en Sare

Una de las peculiaridades de las iglesias vascofrancesas, son las galerías desde donde las mujeres seguían la misa, mientras que los hombres lo hacían desde la planta baja. Este sistema fue ideado por el obispo de Baiona en el siglo XVI para dar cabida al aumento de feligreses.

Cristo carlista
Esta talla de Cristo, fue realizada por un refugiado carlista en el siglo XIX y obsequiada a la iglesia de Sara.

Otra de las etapas oscuras que le tocó vivir a Sara, fue tras la Revolución francesa. Los revolucionarios desconfiaban de los habitantes de los pequeños pueblos vascos, ya que en su mayoría eran profundamente católicos y tradicionalistas. Así que cuando llegaron a Sara, deportaron a gran parte de sus vecinos a las Landas, por aquel entonces una zona insalubre de humedales donde el paludismo causaba estragos.

Revolución francesa Sare
En la entrada de la iglesia, una placa recuerda a una de las vecinas víctimas de los revolucionarios.

Descripción de la iglesia de San Martín de Sara.

Como hemos visto, la iglesia hacía las funciones de fortaleza, por lo que cuenta con unos gruesos muros de 1.20 metros de espesor. Su torre se alza hasta los 30 metros, por lo que la convertía en un excelente otero. Por cierto, si os fijáis en el campanario, este cuenta con una curiosa inscripción en euskera:

Turismo Sare Francia

“Oren guziek dute gizona kolpatzen azkenekoak du hobirat egortzen”, es decir: “todas las horas golpean al hombre, la última lo manda a la tumba.

En su interior, destacan las tres galerías con forma de U, contando con un aforo de aproximadamente setecientos asientos.

Iglesia Sare Francia
La iglesia de San Martín de Sara está catalogado como monumento histórico desde 1892.

También son de reseñar, los bonitos retablos y el curioso suelo enlosado con lápidas. Entre todas éstas, destaca la del párroco Pedro de Aguerre y Azpilicueta (Urdax 1556-Sara 1664), más conocido como Axular, por ser este el nombre del caserío donde nació. Axular está considerado como uno de los mejores escritores en lengua vasca de todos los tiempos.

Axular Sara

Incluso en la pared del templo, Louis Lucien Bonaparte, sobrino del emperador Napoleón, y reconocido lingüista que realizó la primera clasificación de los distintos dialectos vascos, hizo colocar una placa en honor a Axular.

Luciano Bonaparte Francia

Adosado junto a la iglesia se encuentra el cementerio, donde descansa el famoso pelotari Victor Iturria, que pasó a la posteridad por destruir varios tanques alemanes durante la Segunda Guerra Mundial lanzándoles granadas con su cesta-punta.

El pelotari Victor Iturria. Terror de los tanquistas alemanes.

UBICACIÓN DE LA IGLESIA DE SAN MARTÍN DE SARA

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *